Más cerca del cuentapropismo

Alguien de mi familia, con mucho trabajo y la ayuda financiera de todos, abrió un negocio el pasado septiembre. Fue motivo de movilización familiar, algo así como retomar un proyecto que en otra época tuvo otro formato: una gasolinera y taller de mecánica.

En la misma dirección donde estuvo el garaje "Lara" hoy los santacruceños cuentan con una cafetería, nombrada D'Lara, para no  perder la tradición.

Se venden alimentos que fabrican otros cuentapropistas de Camagüey: bombones, africanas, galletas saladas, palitroques, etc. También se venden pizzas, refrescos, pan con "algo": mayonesa, salchichas, jamonada. Elaborados en el propio lugar.

Hemos iniciado un camino nuevo y estamos aprendiendo cada día pues queremos hacerlo todo lo mejor posible. Ojalá no nos desanimen los avatares de la burocracia, espero que no y hasta ahora, en honor a la verdad todo marcha bien en las inspecciones que hacen los organismos encargados de velar por el cumplimiento de lo instituido como normas.

Solo nos falta, para ser completamente felices, que se abra una tienda mayorista para adquirir las materias primas a un precio más favorable. ¡Ojalá sea pronto! ¡Deséennos suerte!